Home

Si te preguntas si es posible disculpar una actividad que te avergüenza en un proceso de selección o si resulta mejor esconder ese trabajo sonrojante, el consejo es decir siempre la verdad, por dura que sea.

 

Un año entero atendiendo llamadas en un teléfono erótico no es probablemente la actividad de la que te sientas más orgulloso cuando, tras muchos meses de búsqueda, te pongas frente a un entrevistador que te pregunte por tu experiencia laboral.

Ante un trabajo que objetivamente sea vergonzoso –o que a ti te lo parezca– cabe hablar de él abiertamente en tu currículo o durante una entrevista, pero también es posible que te plantees esconderlo y no mencionarlo.

Esto último resulta cada vez más complicado, sobre todo en un entorno laboral en el que las redes sociales son una ventana indiscreta que complica la justificación de un paréntesis laboral, de una actividad de la que puedas sentir vergüenza o de un trabajo que esté por debajo de tus capacidades reales. Eso a pesar de que hoy resulta positivo (e incluso bien visto a los ojos de los posibles empleadores) el no sonrojarse al reconocer que se está en un periodo de cambio entre dos trabajos. Y esto puede significar dedicarse a una actividad menor, desagradable o por debajo de tus posibilidades y expectativas.

 Fuente y más info expansión

Blog de Empleo, Formación y Recursos Humanos en Cantabria, más infowww.santiagosaroortiz.com

@SantiSaroOrtiz

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s